www.laopinion-rafaela.com.ar - Rafaela - Argentina

Primera página
Todos los títulos
Noticias
Suplementos
Editorial
Archivo

Aire libre
Ecología
Economía
Gente
Hábitat
Jubilados
La Palabra
Política
Rural
Salud

Martes 3 de Marzo de 2009


La Palabra

El invitado

CAMPAÑA LEER Y COMPARTIR 2008 - SEXTA EDICIÓN
UN VERDADERO INTERCAMBIO CULTURAL DESDE LA DIVERSIDAD


por Chicos en Movimiento - Proyecto Solidario (Primera Parte)

No es una ONG, es un grupo de chicos orientados por el profesor Fernando Ferrari y su familia compuesta por Cecilia, su hermana y sus padres Marta y Oscar. Por sexto año consecutivo se reúnen para hacer radio en el Programa Infantil CHICOS EN MOVIMIENTO que se emite por radio San Patricio FM 103.3 de Rafaela. Concretaron su tradicional Campaña Leer y Compartir en su sexta edición durante el año2008, que tiene como objetivo promover la lectura y fortalecer la educación en riesgo a través de la recolección de elementos para crear bibliotecas en escuelas rurales, de frontera y de comunidades aborígenes en diferentes puntos del país.
Formaron 21 bibliotecas distribuidas en las provincias de Salta, Tucumán, Jujuy, Chaco, Misiones y Santa Fe En el 2008 gracias a la colaboración de la gente de la ciudad de Rafaela y alumnos de instituciones educativas locales se beneficiaron con bibliotecas siete: la Escuela N° 336 de Salas, Escuela N° 37 de Talapazo y tres escuelas ubicadas en Yasyamayo, El Carmen y Lara (a estas tres últimas no se pudo llegar pues se debe caminar más de 10 hs ya que no se puede llegar en auto). Con una ludoteca cada una las siguientes: Escuela N° 23 de El Arbolar y Escuela N° 50 de Los Zazos. Las siete entidades están situadas en los Valles Calchaquíes de la provincia de Tucumán. A ellas concurren alumnos de la comunidad aborigen Diaguita Calchaquí.
Aparte de libros de cuentos, revistas infantiles se les acercó útiles escolares y juegos didácticos elaborados por alumnos de diferentes escuelas de la ciudad y de la zona.
Junto a los Chicos Periodistas Yanina, Verónica, Sofía, Antonella y Gastón se trasladaron a Tucumán, no solo para entregar lo recolectado sino para compartir una jornada completa con los alumnos de cada institución. Fue un verdadero intercambio cultural desde la diversidad, quedando fuertes lazos de amistad entre alumnos de los cerros y de los de nuestra ciudad.

Escuela N° 336 de SALAS

Gastón, uno de los chicos periodista nos cuenta:
Fue la primera escuela que visitamos. Salir de la ruta que nos lleva a Colalao, desviarnos hacia arriba de los cerros nos esperaban largas 4 horas de viaje para hacer solo 9 km. Un camino sumamente estrecho, sinuoso, con precipicios. Por celular se había anticipado a la población que nadie bajara porque una trafic subiría transportando a los Chicos de Rafaela, pues el camino no permite que se puedan cruzar 2 vehículos.
Nos comentó el chofer, un joven de 70 años que no usa anteojos y puede escuchar hasta el sonido más lejano, "para hacer un camino en la montaña se suele mirar el vuelo de los pájaros cuando intentan volar más alto" nos enseñaba Don Arturo, un aborigen diaguita muy conocedor de cada rincón de la montaña a la vez que nos mostraba cada planta que encontrábamos en el camino resaltando su utilidad como medicina.
Estaba tan cercana la escuela cuando la divisamos pero se perdía en cada curva y contra curva, aunque el tiempo en minutos se alargaba acompañado por el silbido del viento, algunas cabras trepadas de una roca se cobraban una sonrisa. Al llegar un cartel multicolor frente a la escuela nos daba la bienvenida y salió corriendo la señorita Mirta (directora y docente) a recibirnos. La alegría y la emoción nos embargaban.
En un acto sencillo hicimos entrega de todo lo recaudado. Al mismo tiempo se encontraban personas que pertenecían a una fundación de Salta que donaron cocinas solares (no con pantalla solar). El Cacique y representantes del Consejo de Ancianos de la Comunidad Indígena Amaicha del Valle nos contaron el por qué aceptaban esas cocinas: "Es muy importante porque los bosques se están destruyendo. No se si dentro de 10 o 15 años podremos ver los bosques, porque la presión que estamos haciéndoles es impresionante, pues la mayoría de la gente cocina con leña y las energías alternativas como en este caso la energía solar está muy poco usada. La comunidad ha crecido no solo con gente de la misma sino con gente que ha llegado desde otros lugares eligiendo estos sectores porque son lindos. Nos gustaría que nuestros chicos puedan disfrutar de lo que Dios puso en esta tierra y que no vean arenales que se generan por la desertificación que se está haciendo. Cuando yo era chico, aquellos bosques que yo veía ya no están y se han transformado en desiertos o quebradas".
Mirta es la dire y a la vez maestra de 1° a 7°. Llega cada semana desde el sur de la provincia. Destacó que "es un territorio amenazado por una situación de ambiciones económicas: la tala, la minera, emprendimientos vitivinícolas entre otros. Estas tierras tienen un valor histórico importante porque esta comunidad hizo una resistencia importante a la corriente colonizadora que venía bajando desde el norte, 3 siglos de resistencia y eso le llevó al reconocimiento de sus tierras mucho antes de la Declaración de la Independencia de la Argentina en la Casa de Tucumán. Esa es la bandera que deben tener en alto ante la globalización para resistirse".
Pilar es la docente de nivel inicial. Llega los lunes a la mañana temprano en moto hasta la escuela desde Tafí del Valle (70 kilómetros de Salas) y se retira los viernes después de clase y nos dice que "la problemática se acentúa porque hay escasez de transporte, prácticamente no existen medios ni siquiera para llegar a Amaicha. La mayoría de los alumnos llegan a pie, no llegan en burro porque en la casa los ocupan para otros quehaceres: para recolectar la leña, trasladarse a Amaicha para ir de compras o ir al médico.
El problema de la salud: en Salas no hay médico. Le pasó una semana antes que un niño se había caído y lo tuvo que llevar a la sala de primeros auxilios que hay en Amaicha. En el trayecto utilizó lo que tenía en el mini botiquín de la escuela. En Amaicha hay solo un médico de guardia las 24 horas.
Cuando faltan 2 o 3 alumnos, ella tiene que darse cuenta que esa falta es porque tuvo que ir con su mamá a buscar leche al dispensario de Amaicha para que el médico le haga el seguimiento. De esta manera le dan la leche que le corresponde cuando tienen bajo peso ya que es muy común la desnutrición. Algunos no viven con sus padres sino con sus abuelos maternos junto a otros tíos, primos.
Le cuesta enseñarles hábitos de higiene y disciplinarlos. No es común que los padres asistan a reuniones de padres. Para llegar a ellos la docente tiene que ir a la casa de cada alumno para informar e informarse.
Nos cuenta que hay niños que tienen 9 años y no saben hablar. No es porque sean sordos, sino porque en la casa no hay ningún tipo de comunicación. De hecho, lo pudimos comprobar.
La campana colgada desde la rama bien firme de un algarrobo nos anunciaba que llegó la hora de ir a clase, compartir e intercambiar juegos, sueños y risas.

ESCUELA N° 23 de EL ARBOLAR

Antonella, nos cuenta:
Está situada a pocos kilómetros de Colalao. Los alumnos con la ayuda de un profesor pintaron en un muro un gran dibujo que detalla los puntos desde donde vienen los chicos a la escuela. Una de las docentes nos relató mientras nos indicaba: "para llegar a la escuela los alumnos deben cruzar el río que tiene mucha pendiente. Tiene unas barrancas de 2 o 3 metros. Cuando llueve en la zona o "arriba" de los cerros llega muy rápido la creciente y no lo pueden cruzar. Los padres los ayudan cruzándolos a cocoyo para llegar hasta aquí o los dejan de lunes a viernes en casa de la abuela, de un padrino, de un amigo o un pariente para que puedan ir a estudiar. Los padres vuelven a buscarlos los viernes cruzando los cerros (cuando se puede) y si no pasan muchas semanas sin ver a los papás. Lo hacen con alegría porque son muy arraigados en su lugar".
"Los maestros son de Catamarca, Salta y Colalao", destacaba su director. Los alumnos que provienen desde lejos bajando y subiendo cerros durante 6 horas a pie, salen de noche desde sus casas acompañados por sus padres o hermanos mayores hasta que aclara el día y desde allí siguen solitos a clase cuando el río está normal.

03-03-2009

Editorial

El invitado

En busca de... Antonio Castillo, protagonista

Les comentamos

Consultorio lingüístico

El buen decir

28-02-2009

Editorial

El invitado

En busca de... Cristina Marti, Clowns no perecederos

Les comentamos

Consultorio lingüístico

El buen decir

19-02-2009

Editorial

El invitado

En busca de... Elsa Bragato, protagonista

Les comentamos

Consultorio lingüístico

El buen decir

11-02-2009

Editorial

El invitado





Arriba
    Clima
    Farmacias en Rafaela
    Teléfonos Útiles
    Encuestas
    Cartas de lectores
    Contacto


Contacto
Publicidad
suscripciones
  La Opinión On Line - Año 12 -
  es una publicación de Buffelli y Actis S.A.
  Anuncie en Diario La Opinión,
  tercer diario de la Provincia de Santa Fe.